Para ver el mejor Cine Pobre

Mejor Cine Pobre

Hoy a las 8 de la noche quedará inaugurada en el cine Chaplin la Muestra de obras premiadas en el Festival Internacional de Cine Pobre y a partir de mañana continuarán sus proyecciones en la sala 1 del multicine Infanta hasta el próximo 24 de octubre.

Por este motivo Lester Hamlet, director del Festival Internacional de Cine Pobre, junto a un grupo de realizadores involucrados en esta exhibición cinematográfica, sostuvieron un encuentro con la prensa en el Centro de Promoción Cinematográfica ICAIC.

Informaron los cineastas que la muestra incluye filmes premiados en todas las categorías del evento y que está integrada por cinematografías de 11 naciones: China, Egipto, Uruguay, España, Perú, Venezuela, Argentina. Méjico, Panamá, Estados Unidos y Cuba, que es el país del que más obras concursan y el de mayor presencia en esta exhibición.

«Para mí es muy importante hacer esta muestra en La Habana por una principal razón: darle visibilidad a esta cinematografía, a estas obras que se hacen desde esos esfuerzos personales tan notables; soy testigo del sacrificio de todos estos cineastas muchos de los cuales ahora me acompañan en la utopía de hacer la película Gibaras, un proyecto que hacemos para que la gente vea la marca que está intentando dejar Cine Pobre no solo como una oficina que tramita un evento si no que desde lo mismo que enarbola produce audiovisuales» declaró Hamlet.

Se conoció en el encuentro que la programación que comienza hoy es muy variada ya que se proyectarán de igual manera cortos experimentales y de animación; video clips, video arte, filmes de ficción y documentales de largo y cortometraje, y que se presentarán además las 6 primeras historias terminadas del largometraje de ficción Gibaras, que lo componen 14 cortos todos filmados en esa localidad holguinera.

«Gibaras son nuestros estrenos, nuestra vanidad», reveló Hamlet y a continuación expresó que la décima edición del Festival Internacional de Cine Pobre incorporó a su convocatoria una nueva categoría referida a la producción y rodaje de un filme de ficción en Gibara; como respuesta se recibieron más de 70 guiones, los que se sometieron a una rigurosa selección que determinó que fueran 14 las historias, de entre 5 y 8 minutos, muy distintas entre sí, que compusieran el largometraje de ficción Gibaras.

Se encontraba presente el reconocido director Arturo Santana, uno de los realizadores homenajeados en la décima edición y que es uno de los directores de Gibaras, que es el empeño más fuerte que tiene la oficina del Festival de Cine Pobre en estos momentos.

Sobre dicho proyecto Santana confesó «es un proyecto hermosísimo porque encierra en sí mismo mucha pasión y mucha sorpresa, el riesgo exacto que tiene un artista de ir descubriendo un espacio y contar una historia sin grandes premeditaciones pero con toda la pasión y el deseo del mundo de descubrir aquel pedacito de tierra que está aparentemente tan apartado pero que nos motivó tanto a todos a contar una historia distinta».

Más adelante consideró que el filme es tremendamente plural y declaró su complacencia al formar parte del mismo por la diversidad y el modo tan auténtico de cada uno de los directores de asumirlo; «le doy gracias a la vida por haber rodado este corto de 8 minutos pero que para mí tiene un gran peso, lo siento con gran cariño y creo que respondí con la responsabilidad emocional que necesitaba el proyecto».

Seguidamente Lester Hamlet comentó que un elemento que se tuvo en cuenta a la hora de seleccionar los guiones que se iban a filmar fue que trataran temas diferentes: historias de naturaleza nostálgica y onírica, otras más sórdidas, un divertimento visual en el que hasta tres actores encarnan el mismo personaje, como solución y no como intención; el lesbianismo; la añoranza; aseguró el director que la construcción de Gibaras «fue un juego performático cinematográfico muy grande».

En cuanto a la música del filme se conoció también que están implicados en la realización de la misma, Harold López-Nussa, Iván Lejardi, Rolando Luna, Dagoberto Pedraja, Nacional Electrónica, entre otros.

Hamlet y Santana coincidieron en que aunque en Gibaras hay cortos experimentales, es un proyecto más espontáneo que experimental en sentido general, cuyos cortos no tienen conexión entre ellos y pueden apreciarse por separado como unidad argumental y artística, por lo que en la muestra se van a estrenar de manera independiente.

«Me parece muy importante llegar, a meses de celebrado el evento, con una primera curaduría de materiales producidos por y desde la oficina, lo cual también está sentando un precedente para una acción que tendremos con estos mismos cortos y otros en una muestra que se hará en los días del Festival de la Habana» adelantó Hamlet.

Los cortos de Gibaras que ya están finalizados son Jíbaros, de Ramiro García y Jorge Molina; Adonis, de Elie Pangueira; De Gibara con amor, de Alejandro Fernández; Belleza, de David Moreno; La forastera, de Arturo Santana y Puro amor, de Claudia Roja, que es un homenaje a Humberto Solás; todos han sido producidos por la Oficina del Festival de Cine Pobre, El Central Producciones y el ICAIC.

«Es un proyecto que el ICAIC acoge, que saldrá bajo su sello y al que va a apoyar económicamente para terminarlo y producirlo, lo estamos ejecutando hoy, a horas del estreno, sin haber tenido ningún beneficio económico para lograrlo que es una de las cosas que también nos satisfacen y enorgullecen» apuntó el director del evento, y luego agregó:

«Yo quiero darle a esta nueva generación que no ha tenido la satisfacción de ver una película propia estrenada, la misma oportunidad que me dio a mí la industria en otro momento, desde la Muestra y desde otros eventos; yo pude hacer Tres veces dos porque existió la Muestra, me gustaría que dentro de unos años ellos dijeran “yo pude estar en Gibara porque existió Cine Pobre”, es una manera de perpetuarnos, de trabajar y de…,si eso es lo que están amando, vamos a dejar que lo hagan».

Explicó Hamlet que la 11 edición del Festival Internacional de Cine Pobre, a celebrarse en el 2014, ya tiene incorporados, para las historias que se filmarán en Gibara, los dos puntos temáticos en que estará basado el evento y que son las tradiciones culinarias y el deporte y también anunció que en estos momentos están preparando una « pobreteca» que es una videoteca que se conformará con todo el archivo de películas de las diez ediciones anteriores, a partir de la cual se podrán diseñar muestras de diferentes concepciones, para darle presencia al festival de manera sistemática.

«Esta programación que vamos a hacer en La Habana yo quiero que se valore para hacer una especie de gira nacional del Cine Pobre por todas las salas de cine del país, eso podemos organizarlo, y está entre las cosas por las que hago el Festival, por hacerlo en serio y porque se vea lo que la gente manda; una de las cosas fundamentales de este cine que hacemos es que no tiene visibilidad entonces por la mínima vía que nos permitan, por ahí nos colaremos» aseguró el cineasta.